La NASA diseña un colgante para quienes no pueden dejar de tocarse la cara

pulse nasa