Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros con fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada (recopilan datos sobre tus gustos y perfil).

Si continúas navegando por el sitio, estás aceptando su uso.

Puedes rechazar la utilización de cookies u obtener más información al respecto en nuestra Política de Cookies

A través de cualquiera de las páginas webs del Grupo tiene la opción de personalizar las cookies tal y como desee.

Cómo hacer huevos de pascua

  • Regalar huevos de chocolate es una tradición de Semana Santa en muchos países europeos y americanos

  • Su popularidad ha hecho que el huevo sea uno de los principales símbolos de esta festividad al representar la fertilidad y la primavera

  • Te contamos cómo hacer huevos de chocolate en casa de forma fácil

En muchos países europeos y americanos es tradición que los padrinos y madrinas regalen huevos de chocolate a sus ahijados en Semana Santa. Esta costumbre de siglos de antigüedad tiene su origen en la época en la que los católicos no podían comer huevos durante la Cuaresma porque se consideraban carne. Sin embargo, las gallinas seguían poniendo, así que para preservar el alimento se cocían los huevos para poder comerlos una vez pasado el periodo litúrgico.

Cuando llegaba el Domingo de Pascua los feligreses se reunían y regalaban los huevos que sobraban dentro de pequeñas cestas. Posteriormente, la Iglesia Católica pasó a aplicar la abstinencia solo a la carne y durante los viernes de Cuaresma. No obstante, la costumbre de regalar huevos se mantuvo intacta y en el siglo XIX comenzaron a transformarse en un dulce de chocolate.

El huevo de pascua se ha convertido en todo un símbolo de la Semana Santa porque se asocia con una nueva vida, la fertilidad y la primavera. Te explicamos cómo hacer en casa los huevos de pascua de chocolate para que se los regales a tus familiares y amigos.

Ingredientes

  • 500 gramos de chocolate para fundir de tu elección (negro, blanco o con leche).
  • Para decorar: caramelos, frutos secos o cualquier otro condimento de tu preferencia.

Preparación

  1. Funde el chocolate al baño maría. El proceso debe realizarse a fuego lento durante unos 3 o 4 minutos y tiene que removerse sin parar para evitar que espese. Después, retira el cazo del fuego.
  2. Limpia los moldes para huevos de pascua que tengas hasta que no haya ningún resto de grasa. Con la ayuda de un pincel de cocina pinta con el chocolate los moldes desde dentro hacia fuera. Déjalos reposar en la nevera durante 10 minutos. Repite este proceso tres veces hasta que el huevo quede bien cubierto.
  3. Desmolda los huevos de chocolate. Para unir las dos mitades pinta los bordes de cada mitad con chocolate, únelas y guarda el resultado en la nevera para que solidifique.

Puedes decorar el huevo de varias maneras: jugando con distintos tipos de chocolate, colocando frutos secos o confeti comestible en el proceso de creación de la capa externa, introduciendo caramelos u otra sorpresa en el interior cuando se unen las dos mitades o poniendo crocanti alrededor del borde antes de que se solidifique. Después, tan solo tendrás que envolver el resultado con un papel transparente resultón.

Información nutricional

Cada 100 gramos de un huevo de chocolate contienen:

  • 507 calorías.
  • 29,83 gramos de grasa.
  • 61,25 gramos de carbohidratos.
  • 5,92 gramos de proteína.
Temas