Funerales por la muerte de la cultura en vivo: "Solo un rescate 'in extremis' puede resucitarnos"