Lágrimas y aplausos en el último adiós al Bar Manolo, un emblema de Sevilla: "Si no cierro, caigo en un pozo"