Las variables que amenazan en cadena a la economía: energía, transporte, materias primas y precios