Unos 2.500 autobuses turísticos y escolares se manifiestan para reclamar ayudas frente a la crisis