La Generalitat catalana asume la tutela de las dos menores bengalís que iban a ser casadas a la fuerza

Mossos d'Esquadra (Archivo)