Pere Aragonès pende de un hilo: el Parlament constata la "pérdida de la confianza" de la mayoría que le invistió

Aragonès y los consellers se enfrentan a una sesión de control marcada por los Presupuestos de la Generalitat para 2023