Un pintor de Lekeitio, un retrato del papa Francisco y una promesa viral cumplida

Cuadro del Papa pintado por Alberto López Brasaola