Galicia registró más de un centenar de incidencias por las tormentas, la mayoría en Lugo y Ourense

Efectivos del Servicio de Extinción de Incendios de Lugo retirando árboles.