El féretro del Duque de Edimburgo será trasladado en un Land Rover Defender que él ayudó a diseñar