Agentes de la KGB de Bielorrusia viajaban en el avión desviado para detener a un periodista opositor, según el CEO de Ryanair

Ryanair tacha de "secuestro patrocinado por un Estado" el aterrizaje forzoso de un avión en Bielorrusia