Los laboristas quieren apoderarse del mensaje nacionalista de Johnson

Los laboristas quieren apoderarse del mensaje nacionalista de Johnson