Una persecución policial frustra el robo de un furgón con 50 millones de euros en Ámsterdam