Hostigamiento, cárcel y censura: la realidad de los medios y periodistas en Venezuela