Todo menos recibir turistas : así es la vida en Nueva Zelanda tras el coronavirus