Taiwán, el limbo que explica la tensión entre China y EE.UU.