Los talibanes se pasean por la prisión de Bagram, conocida como el 'Guantánamo de Afganistán'