La Diada 2019 pierde un 40% de manifestantes y es la menos masiva desde 2012