Barcelona despierta tras la tercera noche de batalla campal