El calendario hace imposible la investidura antes del 9 de diciembre

El calendario hace imposible la investidura antes del 9 de diciembre