El desfile del 12-O vuelve a la calle con una monumental pitada a Sánchez