Josep Bou arranca lazos amarillos de la puerta del Ayuntamiento de Barcelona