Albert Rivera abre la puerta a negociar con el PSOE de Sánchez