Sánchez afronta la mesa de diálogo "con el mejor de los ánimos" y la esperanza de que dé "frutos"