El Supremo da la razón a una aspirante a controladora aérea militar que medía menos de 160 cm

El Supremo da la razón a una aspirante a controladora aérea militar que medía menos de 160 cm