La empatía de los diputados no convence a Rosalía Iglesias, que apenas declara en la comisión Kitchen

La empatía de los diputados no convence a Rosalía Iglesias, que apenas declara en la comisión Kitchen