La subida de precios cambia nuestra dieta: comemos menos pescado, carne roja y aceite de oliva

Pescadería del Mercado Central de Valencia.