Una ola arrastra a un hombre que estaba grabando con su móvil en Lloret de Mar, en Girona