Las imágenes que reflejan la velocidad de la colada que fluye de dos nuevos centros emisores en La Palma