La mayor matanza animal del planeta se repite en Nepal pese a las prohibiciones