Una cámara térmica capta uno de los momentos más activos del cono del volcán de La Palma