La colada de lava del volcán de La Palma se desborda en su cono principal