Ontinyent derribará un barrio para evitar nuevas inundaciones por la gota fría