El volcán Sinabung ruge y expulsa una columna de ceniza y humo de 5.000 metros de altura