Un médico cuenta "el momento más duro": el último encuentro de pacientes graves con sus familias