El papa alerta de que el consumismo "ha secuestrado" la Navidad

Papa Francisco en misa