"Vamos, que nos vamos": coger el coche sólo para disfrutar del primer día sin peajes en la AP-4