Los estudios demuestran que los ataques de asma han caído un 36% desde el inicio de la pandemia

Tres estudios lo demuestran: los ataques de asma se han reducido desde el inicio de la pandemia