Jóvenes de un colegio mayor de Granada trepan por la fachada para saltarse el toque de queda