Mossos y Guardia Urbana desalojan a 4.000 personas en una nueva noche de botellones en Barcelona