Sierra Nevada continúa con buena afluencia de esquiadores a pesar de las restricciones por coronavirus