El ejército acude a sofocar el incendio de Ribas de Sil que ya ha arrasado más de 900 hectáreas