Cuando en la casa de al lado vive un 'friki' de Halloween

Cuidado con los muertos vivientes