Dexter, el perro que aprendió a andar como los humanos tras sufrir un atropello